El gobierno federal regalará 13.8 millones de televisiones digitales, una por hogar, para lograr que el apagón analógico en el país se cumpla el 31 de diciembre de 2015, fecha límite establecida en la reforma de telecomunicaciones aprobada en 2013.

Los aparatos serán entregados a los 13.8 millones de hogares inscritos en el padrón nacional de beneficiarios de programas sociales de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), informó la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en un comunicado, en el que describe el Programa de Transición a la Televisión Digital Terrestre (TDT).

El programa, publicado en el Diario Oficial de la Federación este martes, detalla el proceso de la entrega de aparatos, de acuerdo a las áreas de cobertura de la señal de televisión abierta definidas por el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

La primera entrega iniciará a partir de este mes en la frontera norte del país en los municipios de Nuevo Laredo, Reynosa, Matamoros, Valle Hermoso, Río Bravo, Gustavo Díaz Ordaz, Miguel Alemán, Camargo, Méndez, Nueva Ciudad Guerrero, Ciudad Mier y San Fernando, en Tamaulipas.  Así como Anáhuac, Doctor Coss, China y General Bravo, en Nuevo León, informó la SCT.

Televisión en MéxicoPara agosto se tiene programado terminar la entrega de aparatos en el norte del país, de acuerdo con el programa dado a conocer por la dependencia. La entrega en el centro de México iniciará en enero de 2015 y para agosto de ese año se iniciará la repartición en el resto del país.

“Al cambiar su televisor analógico por un televisor digital, las familias tendrán ahorros económicos anuales del orden de 1,638 millones de pesos al año y el Gobierno Federal dejará de erogar anualmente 3,276 millones de pesos por concepto de subsidios (…) Asimismo, se evitará la emisión de gases de efecto invernadero equivalente a lo que producen 324,000 autos en un año.”, informó la SCT en el comunicado.

El apagón analógico en México inició en la ciudad fronteriza de Tijuana el 29 de mayo de 2013. Sin embargo, 14,000 hogares no estaban preparados para la transición —solo contaban con una televisión analógica sin decodificador— por lo que se quedaron sin señal.

Cientos de habitantes llenaron los días posteriores las ventanillas Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) para exigir uno o que se devolviera la señal.

El gobierno federal pidió que el apagón fuera suspendido durante dos meses debido a que Baja California atravesaba una jornada electoral. Para julio, cuando reinició, el 93% de los hogares de Tijuana ya contaba con señal, de acuerdo con Cofetel.// CNN México (COM)

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
Top